H₂S en planta de tratamiento de aguas residuales

Si recibe quejas de la comunidad próxima a su planta debido a la emisión de H₂S, deberá implantar una solución para eliminar el H₂S pero también para evitar que vuelva a formarse, independientemente de que el problema esté en las aguas residuales o en el sistema de alcantarillado. YaraNutriox™ de Yara ofrece una solución preventiva contra el H₂S y el mal olor que lo acompaña. Esta solución incluye una completa gama de servicios:

  • Diagnóstico in situ para identificar el origen del sulfuro de hidrógeno
  • Tratamiento preventivo
  • Control de la dosificación

La dosificación dinámica de YaraNutriox permite que las plantas con problemas de H₂S eliminen los olores y eviten la exposición de los empleados de plantas de tratamiento de aguas residuales a este gas tóxico. Un equipo de dosificación especialmente diseñado responde a los caudales específicos y a otras características de la red para alcanzar la tasa de uso óptima.

A diferencia de otros métodos de tratamiento, la dosificación controlada de YaraNutriox no afecta negativamente al proceso de tratamiento de aguas residuales y, además, combate los efectos corrosivos del sulfuro de hidrógeno.

Yara ha creado YaraNutriox, un proceso que evita la septicidad causada por la falta de oxígeno en las tuberías de la red de alcantarillado o las plantas de tratamiento de aguas residuales. YaraNutriox es una mezcla de nitratos exclusiva de Yara, con resultados probados en cientos de sistemas de alcantarillado para luchar contra los efectos corrosivos del sulfuro de hidrógeno. Comunidades de lugares tan dispares como York, París, Colonia y Montreal usan YaraNutriox contra el H₂S.

Referencia de YaraNutriox: Más de 600 plantas en el Reino Unido e Irlanda y más de 2.000 en Europa y el resto del mundo.

Shirley Loaiza Fernandez
Shirley Loaiza Fernandez
Account Manager Industrial Nitrates

Lucha contra la corrosión

Una de las características del sulfuro de hidrógeno es que corroe las estructuras de los alcantarillados y las plantas de tratamiento de aguas residuales. Ataca al hormigón, al cobre, al acero y a la plata. En el ambiente caliente y húmedo de un alcantarillado, el sulfuro de hidrógeno se oxida en ácido sulfúrico por la acción de la bacteria Thiobacillus (Gram negativa) en las paredes de la tubería. Este ácido sulfúrico es corrosivo y ataca al agua residual y a las infraestructuras de tratamiento de aguas residuales. La corrosión afecta particularmente a las partes sumergidas de las estructuras en los desagües o las plantas de tratamiento de aguas residuales.

El H₂S que se obtiene de esta condición degrada gradualmente la tubería hasta que finalmente se rompe. La velocidad de la corrosión dependerá del nivel de septicidad y de la efectividad del tratamiento contra H₂S en la red. La prevención de la aparición de H₂S con YaraNutriox también combate la corrosión y evita la ruptura de las tuberías.

Luche con eficacia contra la corrosión y el H₂S

Los efectos corrosivos del H₂S se pueden limitar emprendiendo acciones en la planta de tratamiento de aguas residuales o en el sistema de alcantarillado.

Tratamiento preventivo amoldado a sus necesidades

Tras un diagnóstico en las instalaciones, Yara recomienda un tratamiento amoldado a su situación. Dosifique sólo lo que necesite. Nuestro equipo de expertos ofrece servicios como evaluación en sus instalaciones del problema, pruebas, pautas para la estrategia de dosificación, telemetría basada en la web (para controlar la dosificación de forma remota desde su escritorio), y almacenamiento y equipos de dosificación de YaraNutriox personalizados.

Proteja a sus empleados contra los peligros del H₂S

En su trabajo cotidiano, los operarios y otros empleados de las plantas de tratamiento de aguas residuales están expuestos a los efectos potencialmente nocivos para la salud del sulfuro de hidrógeno. Desde 2010, la Unión Europea considera el H₂S como un gas tóxico y, por tanto, está sujeto a la legislación relacionada con los límites de exposición. Según la normativa, es responsabilidad de la dirección proteger a sus empleados.

 Un gas tóxico Un gas explosivo Es impredecible
El veneno del sulfuro de hidrógeno tiene un amplio espectro. Ataca y paraliza el sistema nervioso y bloquea la respiración celular. En altas concentraciones, una sola inhalación resulta mortal. El H₂S es extremadamente inflamable. Forma mezclas explosivas con el aire. El contacto con productos oxidantes puede causar incendios y explosiones El sulfuro de hidrógeno es nocivo para la salud. Más pesado que el aire, se acumula al fondo de las cavidades. Forma bolsas en aguas residuales estancadas y puede liberar cantidades letales de gas cuando las aguas residuales se remueven o bombean a través de conducciones. Paraliza el nervio olfativo y así debilita la protección natural del cuerpo frente al gas.

Los peligros del H₂S

Además de desprender un característico mal olor, en grandes cantidades el H₂S es irritante y en niveles muy altos de concentración en espacios cerrados es especialmente tóxico. El personal de empresas de tratamiento de aguas que trabaja en espacios cerrados está especialmente expuesto a este grave peligro. Proteger a los trabajadores de los riesgos del H₂S es responsabilidad de los superiores.

Diferentes niveles de peligro del H₂S

YaraNutriox se usa en cientos de comunidades

YaraNutriox es una solución de nutrientes basada en distintas sales nitradas que actúa como un reactivo biológico. YaraNutriox garantiza el equilibrio bacteriano en el alcantarillado y las tuberías y evita la formación de H₂S. Este proceso ha sido especialmente desarrollado especialmente por Yara gracias a su experiencia con los nitratos y los nutrientes activos. Se trata de un proceso natural que actúa en el origen del problema para evitar la formación del sulfuro de hidrógeno y los olores resultantes.

Recomendamos inyectar YaraNutriox:

  • Automáticamente
  • Dónde y cuándo sea necesario
  • En la cantidad adecuada

YaraNutriox permite que la planta afectada por el problema de olores de H₂S trate únicamente aquello que es necesario. No sólo elimina las quejas de la comunidad por olores, sino también el riesgo de la exposición de los empleados a gases altamente tóxicos.

La dosificación dinámica de YaraNutriox permite que las plantas con problemas de H₂S eliminen los olores y eviten la exposición de los empleados de plantas de tratamiento de aguas residuales a este gas tóxico. Un equipo de dosificación especialmente diseñado responde a los caudales específicos y a otras características de la red para alcanzar la tasa de uso óptima.